Pese a mala economía, Reyes Magos mexicanos traen alegría a los niños

Melchor, Gaspar y Baltazar hicieron su mayor esfuerzo para que los pequeños del hogar recibieran sus juguetes

Por Vanessa Solis

Ciudad de México.- Este 2018 la economía mexicana no inició de la mejor manera, ya que habrá alza en los productos y servicios de primera mano para muchas familias mexicanas, pese a ello los tres reyes magos, Melchor, Gaspar y Baltazar, hicieron su mayor esfuerzo para que los pequeños del hogar recibieran sus regalos.

De acuerdo con la Cámara de Comercio, Servicios y Turismo, los Reyes Magos se preparan desde “El Buen Fin” y utilizan diversos créditos, como el aguinaldo, préstamos bancarios y empeño para solventar los gastos de los juguetes.

Por ello, es recomendable prever este gasto con un año de antelación mediante ahorro, algunos más recomiendan iniciar las compras desde finales de septiembre.

Otros más se esperan hasta que el niño ha plasmado todos sus deseos en sus cartas para salir en búsqueda del anhelado regalo, lo que puede significar un gasto más alto, debido a que muchas veces el precio de los juguetes se puede incrementar de un 30 hasta un 60% más, dependiendo de la demanda del mismo.

Este año el costo de los juguetes fue más elevado, de acuerdo con algunos padres de familia entrevistados por MX Político, que coincidieron en que los precios aumentaron más que el año pasado.

En promedio un juguete va de los 480 a los 900 pesos, a veces llega a costar hasta tres mil pesos, esto dependiendo de lo que pida el pequeño.

Si sumamos los montos de los juguetes individuales (480 pesos) por su cantidad, digamos que cada niño recibe cuatro regalos en promedio (480 x 4), multiplicado por la cantidad de hijos que cada familia mexicana tiene, la cual asciende a 2.2 según el último censo de población del Inegi, el gasto fue de 3 mil 840 pesos.

Pero dicha cantidad solo es un estimado, ya que no todos los juguetes son del mismo precio ni todos los niños reciben esa cantidad de obsequio, sin embargo, dadas las últimas tendencias de consumo, los principales regalos solicitados por los niños son las de perfil tecnológico, como las consolas de videojuegos, celulares, drones, tabletas, los cuales tienen un costo que ronda los dos mil pesos.

Este año los niños mexicanos solicitaron bicicletas, patinetas y juguetes con personajes de moda o de películas como Unicornios, Princesas, Superhéroes, o Coco; en segundo lugar de preferencia están los juguetes para armar o construir como Lego y PlayMovil, juegos de mesa, balones y ropa deportiva, quedando por detrás los juguetes tradicionales.

Los principales puntos de venta a los que acudieron los reyes Magos fueron las romerías y tianguis de juguetes auspiciadas y toleradas por las delegaciones, le siguen los autoservicios con su avasallante oferta y esquemas de pagos a crédito, quedando como tercera opción las jugueterías y negocios especializados no sólo en juguetes, sino también en electrónica, telefonía celular, bicicletas, librerías y venta de ropa deportiva e infantil.

Otra opción para los Reyes Magos fue el comercio informal establecido en calles, avenidas, plazas, romerías y tianguis de juguetes, afuera de mercados, estaciones del metro, centros o plazas comerciales; quienes aprovecharon la desesperación de los Reyes Magos por conseguir los juguetes, incrementando sus precios y abriéndose al regateo conforme la mañana apremiaba su llegada.

Aliados de los Reyes Magos y con el fin de que pudieran elegir el mejor juguete para los pequeños, la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) puso a disposición el programa Quién es Quién en los Precios (QQP) que les permitió consultar los precios recopilados en dos mil establecimientos comerciales y 49 ciudades del país; como supermercados, mercados públicos, tiendas departamentales y especializadas en electrodomésticos y jugueterías, entre otros.

Así este año, los Reyes hicieron magia para darles alegría a los pequeños de la casa. ¡Gracias Reyes Magos! Nos vemos el próximo año.

vsv

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto